VIBRADORES CLÁSICOS

Imagen que representa la categoría vibradores clásicos

Los vibradores clásicos son los juguetes sexuales más comunes y demandados, ya que son los vibradores más simples y más fáciles de usar. En GMIDOS.COM podrás elegir entre una gran variedad de opciones y precios, y encontrarás vibradores clásicos de las mejores marcas, con multitud de formas y una amplia gama de materiales y colores.

Los vibradores se crearon a finales del siglo XIX como herramientas terapéuticas con el objetivo de curar la "Histeria femenina", una enfermedad diagnosticada en la medicina occidental de la época al considerar el deseo sexual reprimido de las mujeres como una enfermedad. Esto permitió avanzar más en el estudio de la masturbación femenina y en el diseño del juguete sexual más popular hoy en día.

Es el juguete perfecto para principiantes, ya que no suelen incluir muchas funcionalidades, tan solo un motor de vibración. Gracias a la sencillez de estos juguetes su precio es bastante asequible y están al alcance del disfrute de todos los bolsillos... seguro que entre ellos encuentras el vibrador perfecto para tí.

En nuestro catálogo podrás encontrar vibradores clásicos de distintas formas. Están los que tienen forma fálica sin llegar a ser realistas del todo y los que han respetado la forma de bala vibradora, con lineas rectas y diseños lisos, aunque pueden tener pequeñas variaciones más ergonómicas para el cuerpo de la mujer o incluso diferentes texturas que darán una sacudida a tus sentidos.

Los tamaños pueden oscilar entre los 10 y 20 cm, por lo que podrás elegir un tamaño que te resulte cómodo y fácil de usar. Piensa en el tamaño, tanto de ancho como de largo, antes de elegir uno. Los vibradores clásicos mini son una opción que puede resultar muy interesante, ya que pueden llevarse de manera discreta en tu bolso o incluso en un bolsillo del pantalón.

Encontrarás vibradores clásicos de multitud de colores, la mayoría con colores sólidos pero muchos de ellos tienen variaciones de color muy divertidas. En nuestra experiencia podemos decir que los colores más demandados son el negro y el rosa, pero tu imaginación es tu límite.

Los vibradores clásicos de tipo bala vibradora suelen ser de materiales plásticos más rígidos, que son muy buenos para la propagación de las vibraciones que permiten llegar a las zonas más alejadas como el clítoris, pero que no tienen esa suavidad ni una adaptación rápida a la temperatura corporal. En cambio los de forma fálica suelen ser de otros materiales más flexibles y de tacto más suave como la silicona o la gelatina que se adaptan además a la temperatura corporal de manera rápida, pero que hacen que la propagación de la vibración no sea tan buena. Si todavía te estás iniciando en el uso de estos dispositivos te recomendamos los materiales más flexibles como la gelatina.

Lubrica tu vibrador para una estimulación más placentera, pero usa siempre lubricantes cuya composición sea compatible con el material de su fabricación. Por ejemplo los vibradores clásicos de silicona sólo admiten lubricantes de base agua, por lo que no se recomienda el uso de lubricantes de base silicona ya que con el tiempo pueden dañar el material. Puedes encontrar una gran variedad de lubricantes en nuestra sección de Cosmética Erótica.

La limpieza es de gran importancia en este tipo de juguetes sexuales y siempre recomendamos hacerlo antes y después del uso. Puedes limpiar tus vibradores clásicos con agua tibia y jabón, pero lo más recomendable para eliminar por completo las bacterias y hongos es hacerlo con un limpiador especial para juguetes sexuales que puedes encontrar en nuestra sección de Limpieza y Conservación, algunos de ellos no necesitan aclarado y además los puedes utilizar para la higiene íntima.

Páginas